17.8 C
Buenos Aires
jueves, 18 julio, 2024
InicioPolíticaLa postulación de Lijo a la Corte abre un nuevo round entre...

La postulación de Lijo a la Corte abre un nuevo round entre Milei y Victoria Villarruel

Pese a que el Gobierno salió a defender este jueves la postulación de Ariel Lijo para integrar la Corte Suprema, al validar su «trayectoria en el Poder Judicial» y que su especialización «en derecho penal» eventualmente enriquecería el cuerpo, Victoria Villarruel salió a tomar distancia de la nominación del juez federal a quien ha cuestionado por su labor en la investigación por el asesinato de José Ignacio Rucci, en 1974.

Dos días después de la foto de «reconciliación» entre el Presidente y su Vice en Casa Rosada luego de los roces surgidos por la decisión de la titular del Senado de habilitar el tratamiento en el recinto del mega DNU, que terminó con un rechazo del cuerpo, surgió un nuevo diferendo en lo más alto del poder. Es que Villarruel salió a diferenciarse de la polémica propuesta del Ejecutivo para ocupar la vacante que dejó en el máximo tribunal Elena Highton de Nolasco al jubilarse.

«Me enteré por los diarios, no lo conozco pero no me gustó como actuó en la causa Rucci, que está en un limbo eterno», contó la vicepresidenta a TN al referirse a la nominación de Lijo para ocupar una silla en el alto tribunal. En privado, la Vicepresidenta había dejado saber su descontento por la postulación del juez que investigó el asesinato del exlíder de la CGT dado que, a su entender, no buscó la verdad sobre lo sucedido. Es amiga de la hija del extinto dirigente metalúrgico, Claudia Rucci, que en diciembre había sido designada en el Senado como titular del Observatorio de Derechos Humanos.

«No me enloquece que sea el candidato. Me hubiera gustado una mujer pero lo decidió el Presidente», agregó la titular de la Cámara alta al fundamentar nuevamente sus críticas sobre el magistrado.

A la postre, la Vice nuevamente se diferenció del Ejecutivo: bien temprano el vocero presidencial Manuel Adorni valoró la rama del Derecho en la que se formó el polémico integrante del fuero federal de Comodoro Py al tiempo que reconoció que «ha hecho carrera en el Poder Judicial y entiendo que (éstos) son los valores que ha puesto en el orden de aptitudes de Lijo para ser uno de los dos elegidos».

Villarruel no había sido consultada antes de la oficialización de los candidatos de Milei para ocupar las dos vacantes en la Corte. Pero en una ronda de consultas previa sí había elogiado la figura de Manuel García-Mansilla quien la había asesorado en diciembre pasado cuando en el gabinete se discutía el contenido del mega DNU.

En la misma jornada Adorni sostuvo que «la propuesta de Milei para los jueces de la Corte, García Mansilla y Lijo, por supuesto que va en linea con que la Corte esté con todos sus miembros en el cargo».

Es cierto que el magistrado cuenta con una trayectoria de dos décadas en la justicia federal, donde trabajó varios años con Santiago Viola, asesor legal de Javier y Karina Milei y uno de los armadores del futuro partido Libertario. El magistrado fue nombrado por Néstor Kirchner aunque fue el autor de la condena contra Amado Boudou por corrupción. En principio, en el Gobierno evalúan que es un nombre que podría contar con las adhesiones de los senadores de Unión por la Patria aunque sería resistido por el resto de los bloques. «Hoy no hay número para votarlo», confió una fuente oficial consultada.

Ni el ministro de Justicia, Mariano Cuneo Libarona, ni ningún otro integrante del gabinete salieron este jueves a validar la sorpresiva postulación del Ejecutivo tanto en el caso del magistrado como del académico García-Mansilla. Pero fue el portavoz de Casa Rosada el que iinsistió en la defensa de la eventual designación de Lijo al advertir que es el único con las aptitudes y la experiencia que evaluó el Presidente. Aprovechó su habitual conferencia de prensa, además, para enviar un mensaje a los legisladores de la oposición al pedir «que la política acompañe la decisión» del jefe de Estado.

Es que la propuesta oficial para cubrir las vacantes en la Corte necesita de los dos tercios de los votos en el Senado y en las últimas horas legisladores de la Coalición Cívica y el radicalismo lanzaron duras críticas al citado juez federal.

La propuesta del Gobierno tiene como objetivo ocupar el cargo que dejó vacante Highton de Nolasco y el que dejará Juan Carlos Maqueda al cumplir 75 años en diciembre próximo, disparó las críticas de la oposición.

Al respecto, dirigentes de la Coalición Cívica y el radicalismo cuestionaron la postulación de Lijo por considerarlo parte de la «casta judicial» al tiempo que desde el kirchnerismo se limitaron a cuestionar la ausencia de una candidata mujer para el máximo tribunal. El jurista Daniel Sabsay también salió a fustigar al magistrado al considerar que «es el sinónimo de la corrupción y la impunidad» y advirtió que se encargó de «los trabajos más sucios» en la Justicia.

En Casa Rosada tampoco desconocen que la eventual llegada de Lijo a la Corte pondría un límite a la influencia del actual presidente, Horacio Rosatti, en el cuerpo dado que juez federal tiene buen vínculo con Ricardo Lorenzetti, rival interno del santafesino en el máximo tribunal.

Como sea, Lijo -el integrante del fuero federal de Comodoro Py- deberá sortear por el proceso de impugnaciones y avales de la comisión de Acuerdos de la Cámara alta antes que el oficialismo logre anudar un eventual acuerdo político para obtener la adhesión de 48 senadores para confirmar su designación.

Más Noticias